Consuelo Velazquez

 

 

Esta manana hablaremos de una de las compositoras más queridas de México, me refiero a Consuelo Velázquez, quien nació en Cd. Guzmán, Jalisco, el 21 de agosto de 1916, donde su familia pasaba una temporada. Su padre, Don Isaac Velázquez del Valle, militar y poeta, fue oriundo de La Barca, Jal., y su madre, Doña María de Jesús Torres-Ortiz provenía de una destacada familia colimense. Fue en Guadalajara donde pasó la mayor parte de su niñez y primera juventud. A los 4 años asombró a propios y extraños al comenzar a tocar el piano, solamente de oído, el Himno Nacional. Álvaro Zermeno, grabó esta canción de Consuelo Velázquez:

Los maestros de de piano de Consuelo Velázquez, los encargados de desarrollar una evidente vocación musical fueron Don Ramón Serratos y Doña Aurora Garibay de Serratos, fundadores de una dinastía familiar de músicos y pedagogos. Su primer recital fue en la Academia Serratos, cuando apenas tenía 6 años de edad, lo que fue el preludio de una brillante carrera musical que vería culminada en el Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México en 1938, donde se recibió como pianista de concierto. Ahí mismo, en la Sala Manuel M. Ponce, recibió el Primer Lugar por su interpretación a la Sonata Appassionatta de Beethoven en el curso de perfeccionamiento otorgado por el legendario Claudio Arraud quien la felicitó calurosamente por sus brillantes cualidades pianísticas. Amalia Mendoza y José Alfredo Jiménez, unieron sus voces para interpretar de Consuelo Velázquez:

Después de su éxito en el Palacio de Bellas Artes, de inmediato fue invitada a la naciente estación de radio XEQ, filial de la XEW, donde tuvo un programa de música clásica y donde conoció a Mariano Rivera Conde, un joven sinaloense, entonces Director de Programación de la Radiodifusora y con quien el 25 de octubre de 1944 contrajo matrimonio. Más adelante y a partir de 1945, Ma riano se convertiría en el más destacado Director Artístico de la Historia de la Industria Discográfica Mexicana y en promotor inolvidable y legendario de la Época de Oro de la Música Popular Latinoamericana vida de esposa y madre a su propia carrera artística. Sin embargo, a partir de 1944 su veta lírica personal de compositora y poeta, heredada de su padre, que había surgido por si sola en la XEQ como testimonio personalísimo de su vida sentimental, ya había colocado a “Bésame Mucho” en el primer lugar del Hit Parade de Estados Unidos durante 14 semanas, otorgándole, prematuramente, fama mundial.

Bésame mucho es una de las canciones mexicanas más tocadas, grabadas y traducidas en el mundo entero y ha traspasado las fronteras del tiempo y las generaciones. Su obra autoral nos ha dejado un paisaje sentimental, apasionado y lúcido del alma femenina, siendo eminentemente mexicana con una universalidad intemporal. Entre otras de sus composiciones anotamos: “Déjame Quererte”, “Amar y vivir”, “Será Por Eso”, “Aunque Tengas Razón”, “Enamorada”, “Anoche”, “Ser y No Ser”, “Donde quiera”, “Corazón”, “¡Qué Divino!”, “Verdad Amarga”, “Que Seas Feliz”, “Orgullosa y Bonita”, “Yo No Fui”, “Enamorado Perdido”, “Te Lo Dije”, “Los Pequeños Detalles”, “Pensarás En Mí”, “No Volveré”, “Al Nacer Este Día”, y otras más…Juan Mendoza El Taríacuri le grabó:

Consuelo Velázquez fue Socia Fundadora de la SACM, de donde extrajimos gran parte de su biografía, fue vicepresidenta y Presidenta del Consejo Directivo, Presidenta Honoraria Vitalicia y Vice Presidenta de la Confederación Internacional de Sociedades de Autores y Compositores (CISAC), con sede en París, hasta la fecha, ha sido la única mujer que ha ocupado dicho cargo en esta Organización Mundial para la defensa de la obra artística y el Derecho de Autor. En 1992 recibió de manos del Presidente de la República Mexicana el Premio Nacional de Ciencias y Artes en el campo de Artes y Tradiciones Populares….

En 1993, se le otorgó el Premio Jalisco y se le nombró Hija Predilecta de su estado natal. En 1999, la cadena Univisión, declaró en Miami, a “Bésame Mucho”, como La Canción del Siglo, la gran compositora, cariñosamente llamada por todos Consuelito, falleció el 22 de enero de 2005, y definitivamente, su música y las letras de sus canciones se han convertido en inmortales, Consuelo Velázquez, es otra estrella de Sábados Rancheros…